Giuseppe Giusti, desde el s.XVI, productor más antiguo, más prestigioso y más premiado, de vinagre de Módena en Italia y en todo el mundo. Al 1863, en la exposición agrícola de Módena, Giuseppe Giusti presentó el primer sistema para hacer un vinagre balsámico perfecto, basado en siglos de tradición oral. La receta incluye tres puntos clave: la elección de la uva, la calidad del envase y el tiempo de maduración. El mismo Giuseppe Giusti dijo … “Uva buena más barril bueno más tiempo .. eso es lo que hace el mejor aceto del mundo”

El verdadero tesoro de la empresa familiar son las barricas de siglos de antigüedad, en las que superponen el vinagre balsámico. El resultado de todo esto es un producto de primera calidad reconocido desde hace más de 5 siglos

El aceto GIUSTI es IGP, es un aceto que debe tener mínimo 80% de vinagre y 20% de mosto de uva cocido, y 60 días en barrica.

Aceto balsámico 3 MEDALLAS: Con 12 años de envejecimiento. Dedicado al antepasado que inventó la receta a principios del siglo XX, “Ricardo Giusti”. Crianza: En barricas, con la adición de vinagre balsámico ya envejecido extraído de pilas de barriles centenarias.

Aceto balsámico 2 MEDALLAS: Con 8 años de envejecimiento. Producto histórico de Giusti, “il Clásico” es un balsámico de gran versatilidad. Crianza: En barricas, con la adición de vinagre balsámico ya envejecido extraído de pilas de barriles centenarias.

Aceto balsámico 1 MEDALLA: Con 6 años de envejecimiento. Caracterizado por una rica olor y una buena acidez. Crianza: En barricas de roble francés de 1900 con la adición de vinagre balsámico ya envejecido procedente de pilas de barriles centenarias