La máxima calidad y el buen servicio han sido las dos constantes que han caracterizado la filosofía de trabajo de Conservas Marzo, desde su fundación en 1957 hasta la fecha.

Están situados en Quel, entre las dos riberas más fértiles de La Rioja: la de los ríos Ebro y Cidacos, esto hace que sus productos gocen de una altísima calidad gracias a los excelentes frutos nacidos de sus huertas. Esto junto con el uso de los métodos tradicionales, combinados con la aplicación de la maquinaria conservera más vanguardista, ha permitido llevar a cabo un riguroso control de calidad obteniendo el sello de Rioja Calidad (RC) en 1980.